lunes, 23 de diciembre de 2013

Más que un tic-tac


Las manecillas de un reloj siempre indican el tiempo. Indican que todo avanza y que todo sigue su cauce sin necesidad de interesarse por lo que tengas que hacer. Y si no que se lo digan a los que esperan en las estaciones de tren. 
Este fantástico invento ha ayudado a más de uno a sobrellevar situaciones, a saber cómo controlar su tiempo, y nunca mejor dicho. Desde la antigüedad, nuestros antepasados egipcios ya tenían sus propios relojes que medían el tiempo a través de los movimientos del Sol. Todo se tornó entonces con el invento de los relojes de pulsera, utilizados por los hombres de las trincheras en la I Guerra Mundial.

Todo ha cambiado de significado y ahora los relojes se han convertido sin duda alguna en un símbolo sofisticado que hace que cualquiera que lo lleve, desprenda elegancia. Quién lo iba a decir. Se ha convertido el objeto por excelencia de todas las joyerías.

Muchos los relojes que han pasado por nuestras manos, todos y cada uno de nosotros ha ido adaptándose a los relojes que más ''se llevaban'', a los relojes que estaban de moda. Todo esto ha estado unido a un cambio constante en la mentalidad de las personas, que hace que a cada generación se le aplique un determinado gusto. Por ejemplo, quién iba a decir años atrás que fuésemos a tener en un futuro un reloj digital táctil.

Podemos encontrar relojes de todos los estilos, desde estampados de tigre, de plata, de oro, de caucho, de piel... Pero cada uno lleva consigo una manera de ver el mundo, como los que podemos ver en www.planetarelojes.com.  Aunque parezca mentira, un reloj puede decir mucho de una persona. Por ejemplo, no sería lo mismo llevar un reloj deportivo con un material más adaptado para el constante movimiento de la mano, que un reloj adaptado a casos eventuales donde poder transmitir elegancia.

Un reloj va más allá de unas simples manecillas en un objeto redondo (aunque ya haya relojes cuadrados y de todas las formas geométricas habidas y por haber). Un reloj está hecho a tu medida, un reloj se adapta a ti, a tu tiempo.

Podemos ver la historia de los relojes en wikipedia: http://es.wikipedia.org/wiki/Reloj

3 comentarios: